2 de junio de 2010

Sindicatos europeos se plantean hacer una Huelga General conjunta

FUENTE TERCERA INFORMACIÓN
Internacional | Aura Ribeiro - Tercera Información | 01-06-2010 |


La huelga podría darse en los países mediterráneos



La Confederación Europea de Sindicatos (CES) está preparando una respuesta conjunta a los Planes de Ajuste que los gobiernos neolinerales de la Unión Europea están aprobando siguiendo las directrices del Fondo Monetario Internacional (FMI).
La CES está integrada por 82 confederaciones nacionales de sindicatos pertenecientes a un total de 36 países europeos, entre los que se encuentran los sindicatosComisiones Obreras (CCOO) y Unión General de Trabajadores (UGT).

Varios sindicatos europeos ya han llevado a cabo Huelgas Generales en sus países como en Grecia o las han convocado a lo largo de este mes, como en Italia, para intentar frentar las medidas económicas desarrolladas por los gobiernos de sus países. Como una mayor medida de presión los sindicatos europeos se están organizando para dar una respuesta conjunta que podría consistir en un principio en una Huelga General conjunta en Portugal, España, Italia y Grecia.

En Francia, los partidos de izquierda en la oposición mantuvieron este viernes su rechazo a lareforma a la edad mínima de jubilaciones, luego de protestas y huelgas que perturbaron la víspera el transporte y el curso escolar.

Bernard Thiabult, máximo dirigente de la Confederación General de Trabajadores (CGT) de Francia, subrayó que las protestas seguirán, porque son la única forma de presionar al Gobierno y hacerle cambiar de idea.

Por su parte, el principal sindicato de Portugal, CGTP realizó una masiva protesta este sábado por el centro de Lisboa, en lo que fue la primera prueba a la determinación del Gobierno para llevar adelante las dolorosas medidas de austeridad.

Durante el día de hoy la CES se reune para debatir las posibles acciones que desarrollará en las próximas semanas para lograr que la crisis no la paguen los trabajadores, ya que en palabras de John Monks, secretario general de la CES, "mientras miles de millones fueron a salvar a los bancos de la catástrofe que ellos mismos habían fabricado, los trabajadores, los ciudadanos europeos, tienen que pagar ahora la irresponsabilidad de los agentes financieros de ayer y de hoy (...) Estas medidas de austeridad reducen el crecimiento y minan el consumo, agravan el desempleo, afectan a la capacidad productiva y, en fin, deprimen los ingresos fiscales y sociales que se hundieron".

No hay comentarios:

Publicar un comentario